Log in

BELLO PAISAJE DE CONTRASTES EN LA RUTA SENDERISTA EN JORQUERA

A las 8.30 horas de este domingo, 31 de mayo, comenzaba una nueva ruta de la II Edición de las Rutas de Senderismo, que organiza la Diputación Provincial de Albacete. En esta ocasión, el destino elegido ha sido Jorquera y la ‘Ruta del Llano a la Hoz del Júcar, Camino de las Huertas’.
Acompañados de una agradable temperatura y con los primeros rayos del sol colándose perezosos entre las nubes, los senderistas partían desde el entorno de la Casa Trujillo, un emblemático lugar en el que cada 22 de mayo se celebra el primero de los alardes o combates dialécticos entre los ejércitos moros y cristianos por la posesión de la imagen de la Patrona de Jorquera, Ntra. Sra. de Cubas.
Entre campos de amapolas, trigo, viñedos y frutales, rasgos típicos del paisaje jorquerano, los excursionistas recorrieron diferentes sendas y caminos hasta aproximarse, poco a poco, a las Hoces del Júcar. Poco antes de las 10.00 horas, comenzó el descenso desde el llano al valle del río a través del Camino de la Virgen y la empinada senda de la Cornicabra, por la que miles de devotos descienden en la Romería anual de Jorquera a Cubas. Ya en Cubas y tras un descanso para reponer fuerzas, los senderistas tuvieron la oportunidad de visitar la iglesia de tan bello y pintoresco lugar.
Dejando Cubas atrás, comenzaba la segunda parte del recorrido. Si hasta este punto el camino había transcurrido en pista, ahora era el turno de una estrecha y divertida senda, donde los caminantes iban en fila de a uno disfrutando de la belleza de la naturaleza en estado puro. Tras cruzar el río Júcar, crecido gracias a las lluvias del pasado otoño, a los senderistas les esperaba una ligera subida. A su izquierda, el río y a su derecha, una gran pared de piedra. Así, se adentraban en un entorno diferente, mágico incluso, de vegetación exuberante y casi virgen.
La aldea de Maldonado era el siguiente hito del recorrido. Allí, junto al puente, los senderistas pudieron disfrutar del espectacular caudal del Júcar. Prosiguieron su marcha a través de verdes campos, donde aprendieron algunas curiosidades de la naturaleza, como la conocida ‘escoba de brujas’. Un tipo de enfermedad que afecta a los árboles, dando lugar a que una masa densa de brotes crezca a partir de un único punto. La estructura resultante se asemeja a una escoba o nido de ave, que cuelga de los árboles como si de bolas de navidad se tratara.
Tras cruzar Maldonado y durante los siguientes kilómetros, a los excursionistas se les hizo algo más duro el recorrido debido a las escasas sombras y a un sol brillando con la fuerza propia de esta época del año. El agradable canto de las diferentes aves de la zona y el susurro del agua del Júcar se encargaron de endulzar la ruta y deleitar a los caminantes. 
En lo alto del cerro, rodeado por el río y sus famosas huertas, se abría ante los ojos de los excursionistas Jorquera. Un pueblo con un pasado defensivo como lo demuestra la Historia y los restos del Castillo, conocido por sus murallas almohades del siglo XII.
Cruzando nuevamente el Júcar por el puente de la carretera AB-204 y a través de un sendero, llegaba el último esfuerzo. Una dura subida esperaba a los senderistas, quienes culminaron la ruta degustando platos típicos de la cocina castellano-manchega. Ya con el estómago lleno y recuperadas las fuerzas, los excursionistas recorrieron el municipio jorquerano, visitando la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, el Torreón de la Reina Blanca y el entorno de las murallas.
La próxima ruta será el sábado 6 de Junio en Liétor, una ruta  denominada “Ruta Ayna-Liétor” una ruta circular de 13, 9 kilómetros de distancia, de una dificultad media y unas cuatro horas y media de duración, con salida a las ocho de la mañana desde Ayna.

Modificado por última vez enJueves, 29 Octubre 2015 17:08