Log in

Paisajes y naturaleza en todo su esplendor en la X Ruta Provincial de senderismo organizada por la Diputación, en Pétrola

Los participantes disfrutaron de la “Laguna de Pétrola”
Este sábado, día 25 de Abril, tuvo lugar la décima de las rutas que la Diputación Provincial de Albacete organiza dentro de la II Edición de Rutas de Senderismo. Tras las anteriores en Almansa, Villalgordo de Júcar, Madrigueras, Chinchilla, Alcaraz, Alpera , Bienservida, Yeste y Fuentealbilla, ahora tocaba el turno a Pétrola y su famosa laguna.
La ruta se denominaba “Laguna de Pétrola”. Con una dificultad técnica baja, un recorrido de 12,7 kilómetros, muy poquito desnivel  y aproximadamente cuatro  horas y media  de duración.
Comenzaba el día soleado en Pétrola, aunque con un poco de frio, salimos poco más de las nueve de la mañana desde la casa de la cultura del municipio, dirección a la Laguna salada de Pétrola, atravesamos la carretera comarcal 3255 por el punto kilométrico 16 y tomamos un camino en buen estado que rodea la laguna por el lado derecho.

Al mismo cruzar la carretera ya se puede observar la belleza del entorno en el que nos vamos a adentrar, la Reserva Natural de la Laguna salada de Pétrola, una cuenca endorreica con alto valor ecológico, donde habitan gran cantidad de aves acuáticas y donde existen formas de vida adaptadas a ambientes extremos. A estas aguas también se la achacaban propiedades medicinales.

Es la laguna salina más extensa y permanente del este de Albacete y con gran interés ya que alberga una importante comunidad de aves acuáticas. Tiene una superficie de 344 hectáreas  y pertenece a la Red Natura 2000.

Lo primero que nos encontramos es un observatorio de aves y seguidamente una antigua fábrica para la extracción de  sal, ahora abandonada. Aquí ya pudimos ver el primer bando de flamencos en vuelo, aves que se pueden observar en gran cantidad en el interior de la laguna. En el humedal presenta especies nidificantes o invernantes que se encuentran dentro del Catálogo Regional de Especies Amenazadas. En los últimos años se ha constatado la nidificación en la Laguna de Pétrola de malvasía, especie en peligro de extinción y tarro blanco, vulnerable. Desde 1999 se ha instalado una colonia nidificante de flamenco, vulnerable, siendo la segunda cita de cría interior para esta especie en la Península Ibérica. Otras especies nidificantes, entre otras, a destacar son el zampullín cuellinegro, avoceta, y fumarel cariblanco, como especies en peligro de extinción y chorlitejo chico, chorlitejo patinegro y cigüeñuela, como especies de interés especial. En invierno se superan los criterios de importancia nacional para el ánade rabudo, pato cuchara, pato colorado, porrón común y focha. Del resto de la avifauna ligada a la zona de estudio destaca la presencia sedentaria de aguilucho lagunero y, durante los pasos migratorios, de águila pescadora. Crían también en los alrededores de la zona halcón peregrino y búho real. Entre los mamíferos se citan tejón y gato montés. En la comunidad de anfibios y reptiles destaca la existencia de gallipato, tritón jaspeado, galápago leproso, culebrilla ciega y culebra de herradura. En cuanto a los invertebrados terrestres nombrar las poblaciones de carábidos ligados a zonas salinas.

Continuamos la ruta por la laguna rodeados de campos de cultivo de cereal y viña, hasta adentrarnos en la finca Casa de la Galana (880 metros) con impresiones encinas dispersas en ella.

Aquí almorzamos, nos encontramos ya al otro lado de la laguna. Retomamos marcha y nos enfrentamos a la parte de más esfuerzo de toda la ruta, ya que hasta ahora el camino se encontraba en buen estado y apenas había desnivel, la subida al vértice geodésico que se encuentra en el morro conocido como Cola de Caballo. Buscaríamos una senda que nos conduce a una zona profusa en fósiles que se encuentra en la parte baja de la morra de la Cola de Caballo (920m). Ascendíamos después por la suave rampa hasta llegar a la cumbre. Desde allí divisamos una amplia panorámica de los alrededores: al frente podemos ver Mompichel, también conocido como Cerro Cuadrado junto a la carretera de Valencia, cerca de la Laguna del Salobralejo, importante enclave de las vías romanas que conducían al poblado de Meca (cerca de Alpera, en la Sierra del Mugrón); hacia atrás vemos la laguna de Horna y podemos adivinar el paisaje lagunar existente hace unos milenios y que tan poblada de fósiles ha dejado la zona. Bajamos para subir a una morra próxima con un yacimiento de la Edad del Bronce en su cúspide, en la que se adivinan todavía las murallas circulares que la protegían, así como la posible entrada.

Descenderemos para coger el carril que corre junto a la laguna y pasando por casa Nieto nos devuelve al pueblo, donde nos dirigimos a hacia la Iglesia y subimos al cerro del calvario, un excelente mirador desde donde contemplar todo el recorrido realizado con unas maravillosas vistas.

Después visitamos la iglesia parroquial de Pétrola, que se encuentra bajo la advocación de San Bernabé Apóstol. La construcción del templo es de finales del siglo XVIII, entre Junio de 1793 y Febrero de 1796. El templo es de estilo neoclásico y se compone de una nave con capillas hornacinas laterales de poca profundidad, dos pequeños cuerpos a los lados de la cabecera, fachada rematada en frontón y torre situada en la mencionada cabecera.

Aquí se da por finalizada la ruta y nos dirigimos a degustar la merecida comida.
Tras un pequeño parón el próximo  fin de semana, las rutas se retomaran el sábado 9 de Mayo en Pozocañada, una ruta  denominada “Ruta de las Morras” de 17 kilómetros de distancia, de una dificultad media.

Modificado por última vez enJueves, 29 Octubre 2015 17:08