Log in

LA JUNTA DEVOLVERÁ ESTE MES UNA PARTE DE LA EXTRA DE 2012

El Gobierno de Castilla-La Mancha abonará en la nómina de este mes un 25 por ciento de la paga extraordinaria suprimida a los empleados públicos en diciembre de 2012 por el Ejecutivo de Mariano Rajoy y el 25 por ciento restante en el último trimestre del año si la situación presupuestaria lo permite o, en cualquier caso, en enero de 2017, cumpliendo así con el acuerdo firmado con los sindicatos y con el compromiso con los trabajadores.
 
El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, así lo ha aclarado durante un debate general en las Cortes regionales, en el que ha resaltado que ese fue al acuerdo al que se llegó con los sindicatos y así se va a cumplir porque el Gobierno de Emiliano García-Page “cumple con los compromisos que adquiere”.
 
Un acuerdo que, como ha recordado Ruiz Molina, se firmó el pasado mes de febrero, “cuando ya había pasado el periodo electoral de los comicios de diciembre y se desconocía que iba a producirse uno nuevo”, dado que el Ejecutivo regional no utiliza la paga extraordinaria de los empleados públicos como “un arma electoralista”, a diferencia del PP.
 
En este sentido, el titular de Hacienda y Administraciones Públicas ha lamentado que el PP sólo se ha acordado de la devolución de la paga extraordinaria de los empleados públicos, suprimida por el Gobierno de Rajoy, en dos ocasiones, “en el mes de noviembre porque estaba el periodo electoral pendiente y ahora en mayo porque hay otro nuevo periodo electoral”, fechas en las que han solicitado la celebración de debates generales en las Cortes regionales sobre este asunto. El currículum del PP en materia de función pública, ha continuado Ruiz Molina, no se va a lograr recomponer “haciendo debates demagogos días antes de que se produzcan elecciones”.
 
Para el abono de la paga extraordinaria en el último trimestre del año, Ruiz Molina ha señalado que Castilla-La Mancha tiene “más flexibilidad presupuestaria siempre y cuando no sigan apareciendo agujeros negros de gastos por sentencias que nos estamos encontrando, fundamentalmente, en la Consejería de Fomento” y a las que ahora el Gobierno de García-Page tiene que hacer frente.
 
“Si no hubiera esos agujeros negros no tendríamos problemas en abonarles la extra en ese periodo porque el presupuesto que hemos aprobado recientemente en estas Cortes está preparado para cumplir el déficit del 0,3 por ciento del PIB y así nos lo han dicho sus colegas del PP en el Ministerio de Hacienda después de haber analizado con el mayor detalle posible tanto el presupuesto de ingresos como el presupuesto de gastos”, ha manifestado el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas.
 
En relación con la devolución de la totalidad de la paga extraordinaria en otras Comunidades Autónomas, Ruiz Molina ha aclarado que no es cierto que, como dice el PP, se haya efectuado en todas las regiones, ya que sólo dos la han llevado a cabo hasta la fecha. Por ello, ha continuado su intervención, si cuando finalice el ejercicio de 2016 Castilla-La Mancha ha abonado el 25 por ciento que quedaría pendiente tras el pago de mayo, estaría entre las primeras “en abonar el cien por cien de la paga extraordinaria que el PP suprimió a todos los funcionarios” en 2012.
 
En materia de función pública, ha añadido durante su discurso el titular de Hacienda y Administraciones Públicas, el PP es experto en realizar recortes y eso “lo saben los que lo han sufrido, que son los funcionarios”.